• MBA Yoku Sashida

Bienvenido a la resistencia

Buenas noches, queridos lectores. El día de hoy quisiera compartirles mi manera de ver el mundo. Pues... como dice la canción: “They may say I’m a dreamer, but I’m not the only one”.


Hoy 22 de Julio, terminé de hacer mi trabajo en soluciones kenko. Revisé los pendientes que no logré terminar, mi novia estaba disfrutando de un bonito atardecer en Ciudad Obregón y me decidí a hablar con mis padres. Durante esta plática de dispersión me contaba mi papá que mi señora Madre había decidido dejar de ver las noticias, ya no consumen televisión, ahora leen libros de su interés o adelantan su trabajo administrativo de su empresa. Yo, asombrado por ese cambio tan drástico en sus medios de comunicación pregunté... ¿Por qué?... pues porque estaban hartos de ver todo lo mal que está en el mundo. Después de 1 hora de plática y argumentación, acordamos entre los 3 que hay muchas cosas malas pero vamos a esforzarnos por ser felices con lo que tenemos porque vida solo hay una.


Obviamente, terminando la llamada no podía dejar de pensar en el ¿POR QUÉ el mundo está tan horrible?, por qué a pesar de nuestros avances tecnológicos y guerras seguimos viendo gente morir de hambre. Todo el sufrimiento de la humanidad no ha parado a pesar de vivir en la época más avanzada tecnológicamente. La vida de héroes y líderes del pasado pareciera que es en vano. El futuro no es esperanzador y las noticias generan mucha incertidumbre. ¿Qué estamos haciendo mal como humanidad?


Entonces pensé. ¿La información es el problema? NO para nada, la información no es el problema, sólo se narran los hechos pero todo lo que pasa es una realidad... el problema debe de ser otra cosa.... En eso recordé mi clase de Economía y según el doctor, la raíz de todos los males es la escasez. Definida como: “la falta de recursos básicos como agua, alimentos, energía, vivienda, etc. Que se consideran fundamentales para satisfacer la supervivencia o de recursos no básicos que satisfacen distintas necesidades en las sociedades humanas en varios aspectos”. En pocas palabras... NO HAY PARA TODOS A UN PRECIO QUE ALCANCE. Creo que di con el clavo, el ser humano tiene necesidades ilimitadas y vivimos en un mundo finito. ¿Por eso estamos condenados? La capacidad de crear y poder imaginar infinitamente en un mundo finito es nuestra condena como especie... bueno puede que sí, pero creo que no nos podemos rendir y aceptar que estamos condenados. Pensemos en una solución partiendo de nuestro diagnóstico.


Asumamos por un momento que el principal reto a resolver de la raza humana es la escasez de los productos y servicios para nosotros mismos. Si descomponemos la escasez en los pilares que la generan nos podemos quedar con 3 componentes principales:

  1. Los recursos de nuestro planeta llamado tierra son FINITOS

  2. ¿Cuántos humanos son todos? No. de población humana

  3. El dinero que hay en circulación ¿Cuánto vale mi dinero?


En su libro Creadores de escasez. Del bienestar al miedo, el economista David Anisi, considera que el predominio del poder económico sobre otros poderes que lo atenúen o regulen, requiere crear nuevos mercados de escasez: desempleo para reducir salarios que no resuelve el desempleo, mercantilización de bienes públicos como la educación, la sanidad y la seguridad, haciendo que resulten inaccesibles y costosos para una buena parte de la población.[1​]


Estos 3 factores para producir escasez que forman un triángulo. Nosotros como individuos tenemos que romper ese triángulo para solucionar esta condena de la humanidad.


Imagen 1. Triángulo generador de escasez.


Escasez=RecursosDinero circulando + Número de habitantes


Digamos que en este mundo existen 10 recursos. Si nuestra población mundial fuera de 10 personas entonces nos alcanza 1 recurso por cabeza. Si por definición no podemos disponer de más. Entonces, al cabo de un año nuestra población crece al doble, ahora nos alcanza para .5 recursos por cabeza y eso quiere decir que habrá personas que no puedan satisfacer sus necesidades básicas pues se necesita la unidad completa para sobrevivir.


Para combatir esta problemática, el banco central (El verdadero villano/villano de esta película) decide darle papeles a los pobladores.... Pues como una unidad de recurso no se puede dividir para mantener su valor, entonces yo te doy un papel que dice que vale por .5 unidades de recurso... hasta ahí todo bien pues el banco central no tiene la culpa que la población se haya extendido al doble. Y el banco central te quiere ver contento entonces por eso decide crear 40 papelitos. Generando una “inflación controlada” pero OJO, SOLO HAY 10 RECURSOS disponibles. Eso quiere decir que al crear 40 boletos extra con la finalidad de poner dinero en circulación, ahora su pueblo de 20 personas si está más feliz, momentáneamente, pero con el tiempo se de cuenta que ahora hay 60 papelitos con “.5 recursos de valor”. Pero que en realidad, ahora el valor es de 10/60 = .1666 POR BOLETO. Se a deslindado el el papel del verdadero recurso.


Para entender bien el contexto te recomiendo leer la paradoja del ahorro en una sociedad de consumo. [2] La economía predominante detesta el ahorro y usan el banco central para crear una sociedad consumista. Los gobiernos nos han mentido, las políticas monetarias actuales nos condenan al sufrimiento de escasez controlado. La economía crediticia difumina el problema y creemos que es correcto pero aún tenemos maneras de hacer un cambio desde nuestra posición de mínimo poder.


Esta política monetaria dictada por el banco central existe, es la solución que encontraron los gobiernos occidentales para mantener en pie sus estructuras de poder e imponer su orden mundial. Pero entonces, si el banco está expidiendo dinero de manera controlada haciendo que cada día el dinero valga menos... y la población humana sigue aumentando de manera exponencial... pues claro que vamos a sufrir escasez.


A mi punto de vista sólo existen 4 decisiones que podemos tomar para cambiar este fatídico destino para la humanidad.


  1. Frenar el incremento poblacional (Ahí vamos)

  2. Conseguir más recursos (También ahí vamos)

  3. ¿Cambiar la política monetaria internacional y basar nuestra moneda en metales preciosos? (JAJA IMPOSIBLE)

  4. Innovar (CLARO QUE AHÍ VAMOS)


La política monetaria internacional, antes de que cambie estaremos ardiendo todos en el infierno. Considero a esta institución como un ente imparable. Se termina hasta que se resuelva de otra manera o llegue el día del juicio final para la humanidad. Me tranquiliza saber que ya hay gente dedicada a buscar cómo conseguir más recursos fuera de nuestro planeta y en cómo tener recursos renovables. Entonces dejemos esa importante tarea en los mejores ingenieros del mundo. Estas dos partes no las podemos cambiar nosotros como individuos, pero las otras 2 sí que podemos.


Sí, sólo tenemos dos opciones para cambiar esto desde nuestra individualidad, innovar y frenar el incremento poblacional. Todo esto en lo que regresamos a los principios fundamentales del capitalismo y nos damos cuenta que la política consumista actual está condenada.


El incremento de la violencia reduce la población drásticamente, así como la segunda guerra mundial reactivó la economía. Nuestras guerras y enfermedades reducen y controlan la población. Estas medidas de control poblacional son algo que tenemos que evitar a toda costa pues causan sufrimiento a nuestra especie, pero esta vez, por primera vez en la historia de la humanidad, tenemos en la mesa una propuesta muy interesante que ofrece la comunidad LGBT.


Las iniciativas de la comunidad LGBT proponen un cambio beneficioso para nuestra especie. Si biológicamente es imposible engendrar otro ser humano con conciencia entre códigos genéticos XX con XX y XY con XY y aparte, la sociedad no castiga esta preferencia, es más... la comienza a premiar, logramos un gran avance en nuestra evolución. Pues en ese momento hemos logrado, generar lazos afectivos de amor entre dos conciencias que biológicamente están inhabilitados a seguir incrementando la población, haciendo que los recursos finitos se tengan que dividir entre más personas.


Aquí tenemos que tener mucho cuidado pues No tener hijos NO ES LO MISMO a dejar de educar nuevos humanos. Probablemente, en el futuro la participación de la sociedad en la formación cultural de un niño sea más consciente y abierta para educar con calidad a las nuevas generaciones de manera personalizada, atendiendos sus tipos de inteligencias y necesidades.


La otra opción que nos queda es innovar, pues una buena definición de innovación es la oferta de nuevas soluciones a problemas actuales donde el mercado perciba valor y esté dispuesto a pagar por ello. La innovación le está regresando el valor a nuestro boletos pues se encuentra una manera en la que nuestros recursos finitos, rindan más y de mejor manera. Si tomamos el ejemplo hipotético planteado anteriormente, una innovación hace que ahora con .8 unidades de recurso, puedas satisfacer sus necesidades cuando anteriormente necesitarías consumir la unidad entera.


La innovación nos hace crear sistemas de recursos renovables, aprender más rápido, comunicarnos de mejor manera y pensar en cómo darle la vuelta a nuestra condena humana.


La innovación es una de nuestras mejores armas para combatir el fatídico destino al que nos están empujando los bancos centrales. Ellos ganaron pero... Amigo qué estás leyendo esto... tú y yo somos la resistencia. Llegó la hora de abrir los ojos.


Los invito a cambiar el mundo, apostar por la innovación, abrir la mente a nuevas formas de pensar y preferencias sexuales. Por menos mamás angustiadas, personas que amamos con ansiedad y conciencias humanas en sufrimiento. Aquí tenemos en la mesa 2 acciones que nosotros como individuo podemos combatir nuestro diagnóstico de condena en nuestra especie.


Espero sus comentarios sobre lo que opinan de este escrito. Que tengan una buena noche.


Referencias:

[1] David Anisi, Creadores de escasez. Del bienestar al miedo, Alianza Editorial, 1995, ISBN 84-206-9434-7, pág. 128 y ss.


[2] García Páez, B., 2014. La paradoja del ahorro. Ciencia Económica, 3(4), enero-junio, pp. 3-13


65 vistas

Entradas Recientes

Ver todo

Politica de privacidad

AVISO DE PRIVACIDAD 1. Datos del responsable SOLUCIONES KENKO S.A. de C.V. ubicado en Marina Vallarta número 890 A, colonia Santa Margarita, C.P. 45140, en Zapopan, México, es el responsable del trata

Soluciones Kenko S.A. de C.V.

Email: contacto@solucioneskenko.com
Tel: 3328326914

Marina Vallarta 890-A
Zapopan, Jalisco, México
  • Gris Icono de Instagram
  • Gris Facebook Icono
  • Gris Icono de YouTube